10 Cosas que hacen las mujeres cuando se quedan en casa solas

10 Cosas que hacen las mujeres cuando se quedan en casa solas146Shares

No es ningún secreto que todos a veces queremos estar solos, sin padres, hijos o nuestra media naranja. ¡Por que hay tantas cosas qué hacer! Leer un libro, dormir y dormir otra vez. La fantasía es infinita.

Buenamente.com te revela qué es lo que hacen las mujeres en realidad cuando se quedan en casa solas.

1. No tenemos que compartir la comida con nadie.

A veces se nos antoja comer una barra de chocolate y no compartirla con un montón de hermosos «pollitos». ¿Acaso una mujer no puede querer beber un jugo de naranja sin tener que compartirlo? ¡Claro que sí! Cuando nos quedamos solas en casa, todas las golosinas nos pertenecen sólo a nosotras.

2. Vemos programas tontos de TV.

A veces nos gusta ver programas de televisión que no nos enorgullecen, tales como «Bachelor», por ejemplo. Este tipo de programas no son para niños, y nuestros hombres nos condenan por ese pasatiempo tan inútil. La paz y la tranquilidad sólo entran a nuestros hogares cuando los niños deciden dar una vuelta con su papá, y entonces es cuando podemos disfrutar de nuestro programa de TV favorito.

3. Escuchamos música, cantamos y bailamos.

Podemos poner canciones de nuestros favoritos Celia Cruz, Luis Miguel o Rammstein a todo volumen (sin olvidarnos de los vecinos), correr por toda la casa y bailar. A veces de verdad necesitamos consentirnos con placeres tan insignificantes.

4. Disfrutamos de los momentos en los que nadie nos hace preguntas a cada rato.

Claro que el amor que recibimos de nuestros esposos e hijos llenan nuestros corazones de una alegría y felicidad infinitas. Sin embargo, a veces sólo queremos estar a solas al menos unos 20 minutos.

5. Tomamos un baño de lujo.

Tan solo imagina, una bañera llena de espuma, una mascarilla hidratante y música relajante. Nadie te molesta por cualquier cosa y no te pregunta cuándo quedará libre el cuarto de baño. ¡Qué maravilla!

6. Leemos una revista o un libro, ya que por lo general no tenemos tiempo.

Tu novela favorita desde hace tiempo se llenó de polvo, y ya llegó el momento en el que puedes tomar un libro o una revista y disfrutar de la lectura. Lo importante es no quedarte dormida.

7. Estar sentada en un sofá y disfrutar de la limpieza que dura más de 5 minutos.

Pronto tu esposo y tus hijos regresarán y harán un caos en la casa otra vez. Nos quedamos sin comprender cómo es posible hacer desorden tan rápido, por eso sólo queda disfrutar de la limpieza mientras podamos.

8. Realizar las tareas domésticas sin ayuda de nadie.

A veces los hijos quieren ayudarles a sus padres, y es una excelente manera de enseñarles a los pequeños a ser responsables. Pero a veces sólo queremos lavar los platos y regresar a la vida normal lo más pronto posible. Los niños no sólo ayudan a limpiar sino también crean ese desorden. Por ejemplo, pueden romper un vaso o derramar algo. Claro que adoramos a nuestros pequeños angelitos pero sólo podemos limpiar bien cuando no quieren ayudarnos.

9. Vamos de compras y elegimos ropa o cosméticos sin prisa, lloriqueos o suspiros impacientes.

Cuando vamos a un centro comercial solas, sin esposos ni hijos, sentimos una libertad absoluta. «Oh, hay un vestido bonito ahí». «¡Oh, por ahí está el otro!». Podemos tardarnos el tiempo que nos plazca para escoger la ropa. Y nadie estará gritando: «Apresúrate, amor, ya llevamos una hora aquí» o «Mamá, quiero regresar a la casa a ver caricaturas». ¡Qué bonito se siente!

10. Dormimos

¡Qué delicia es ocupar toda la cama y solamente dormir! No hay nada que añadir.

Fuente: hahasforhoohas Portada: desktopwallpapersTraducción y adaptación: Buenamente.com

DEJANOS SABEN TU OPINION
TE LO RECOMENDAMOS
TU PUEDE INTERESAR