11 Esculturas que hay que ver para creer

11 Esculturas que hay que ver para creer8Shares

El arte no tiene límites y menos cuando se trata de esculturas exhibidas en las calles del mundo. Francia, Estados Unidos, República de Singapur, Bruselas, Sudáfrica y muchos lugares más han contado con artistas creativos al cien por ciento que rinden homenajes a sus calles, acontecimientos y personajes históricos.

Esculturas de personas que parecen estar vivas caminando por la ciudad como cualquier humano, que emergen de la tierra o el pavimento como apariciones curiosas o gigantes majestuosos, que irradian luz desde su interior, que se liberan de los muros y corren aliviados, que parecen estar incompletas pero resultan siendo las mejores... ¡Hasta niños que jugando saltan al río!... todo esto y más encontrarás en esta selección que Buenamente.com hizo para ti, ¡una maestría asombrosa!

“El monumento de un transeúnte anónimo“, representa la esclavitud de los ciudadanos durante el comunismo.

Escultor y cineasta Jerzy Kalina, 2006. Breslavia, Polonia.

Cumil (El observador), un obrero que descansa y, de paso, husmea con picardía bajo los vestidos de las transeúntes.

Viktor Hulik, 1997 — Bratislava, Eslovaquia.


”De Vaartkapoen“, el ladrón que sale del suelo para hacer tropezar al policía.

Tom Frantzen, 1985. Bruselas, Bélgica.

“El hombre que cuelga”, representa a Sigmund Freud y su lucha contra las fobias.

David Cerny, 1996. Praga, República Checa.

”Libertad“, descripción de la lucha por la libertad.

Zenos Frudakis, 2001. Philadelphia, Pennsylvania, EE.UU.

”Primera generación“, representa la vida en torno al río Singapur en el Puente Cavenagh.

Chong Fah Cheong, 2000. Singapur, República de Singapur.


“Los viajeros” (Les Voyageurs), varias esculturas creadas en homenaje a la declaración de Marsella como Capital Europea de la Cultura.

Bruno Catalano, 2013. Marsella, Francia


“Expansion“, símbolo de la lucha interna del ser para renovarse a pesar de la devastación.

Paige Bradley, 2004. New York City, EE.UU.

”Aparecido” (Popped Up), el gigante que emerge de la tierra.

Ervin Loranth Hervé, 2014. Plaza Szechenyi / Budapest, Hungría.

Monumento al poeta rumano Mihai Eminescu, la precisión de sus rasgos en la escultura es notable.

“Liberación” (Release), monumento a Nelson Mandela: 50 placas de hierro como recordatorio a los 50 años trascurridos al 2012 luego de su captura en 1962.

Marco Cianfanelli, 2012. Howick, Kwazulu Natal, Sudafrica.

Fotos: Pinterest

DEJANOS SABEN TU OPINION
TE LO RECOMENDAMOS
TU PUEDE INTERESAR