Mis Perros Se Convirtieron En Mejores Amigos De Unos Patitos Adoptados

Mis Perros Se Convirtieron En Mejores Amigos De Unos Patitos Adoptados875Shares

Todos nuestros perros han sido adoptados. Pikelet fue salvado del camino de la muerte a sólo 5 semanas de haber nacido y se unió a nuestra familia. No sólo era bueno alrededor de nuestros cachorros de crianza más bien él era bastante increíble. Habiéndose unido casi de inmediato, Pikelet tiene una habilidad especial para dar la bienvenida a los cachorros huérfanos y les enseña a ser perro.

Luego, un cachorro más, Patty Cakes, se unió a nuestra familia. Él era un alma vieja en un cuerpo de un blando, perfectamente adorable bulldog mezcla con cachorro.

En marzo de este año tuvimos nuevamente la oportunidad de acoger a la familia Red de Rescate de Animales de Wollongong. ¡Sólo que esta vez no había cachorros huérfanos que criar, eran 2 patitos bebes huérfanos! Penguin & Popinjay (como los hemos llamado) tienen ahora 4 años de edad. 

Patty y Pikey toman día a día con mucho orgullo y cuidado los deberes de pato. Comen, duermen y juegan juntos. A menudo visitan un parque local donde tanto cachorros como patos pueden correr y jugar, e incluso visitar la pequeña playa para perros, donde todo el mundo puede disfrutar de un baño en días muy calurosos.

Pikelet fue salvado del camino de la muerte a sólo 5 semanas de haber nacido y se unió a nuestra familia.

Más tarde un cachorro más, Patty Cakes, fue bienvenido a nuestra familia. Él era un alma vieja en un cuerpo de un blando, perfectamente adorable bulldog mezcla con cachorro.

En marzo de este año tuvimos nuevamente la oportunidad de acoger a la familia Red de Rescate de Animales de Wollongong.

¡Solo que esta vez no había cachorros huérfanos que criar, fueron 2 patitos bebes huérfanos!

Penguin & Popinjay (como los hemos llamado) tienen ahora 4 años de edad.

Mis perros siempre tiene el interés de cuidar a otros animales, incluso a los pequeños patitos.

Patty decidió allí mismo que estos patitos bebés la necesitaban.

¡Por lo que los tomó bajo su “ala” y se convirtió en una nueva mamá!

Pikelet no estaba tan feliz con los recién llegados, pero pronto lo superó y se hizo amigo de los pequeños patitos

Patty y Pikey toman día a día con mucho orgullo y cuidado los deberes de pato.

Comen, duermen y juegan juntos.

A menudo visitan pequeña playa para perros, donde todo el mundo puede disfrutar de un baño en días muy calurosos.

Desde que se volvieron famosos, este cuarteto ha aparecido en los periódicos de todo el mundo

Estamos muy contentos con nuestra hermosa familia y esperamos ver lo que nos espera en el futuro.

DEJANOS SABEN TU OPINION
TE LO RECOMENDAMOS
TU PUEDE INTERESAR