Este Perrito Que Perdió Sus Cuatro Patas Finalmente Fue Adoptado.

Este Perrito Que Perdió Sus Cuatro Patas Finalmente Fue Adoptado.1.1kShares

Colgada boca abajo en un cuarto oscuro, esta perrita de 2 años de edad, fue golpeada constantemente para hacer que su carne se volviera mas suave. Sus piernas estaban atadas con tanta fuerza que se infectaron y su carne comenzó podrirse. Por que su carne fue de ningún uso, esta perrita fue dejada como muerta en una bolsa de basura en una región que usan carne de perro en Corea del Sur. Por suerte, la encontraron a tiempo. 

Todas sus patas tuvieron que ser amputadas para salvar su vida, pero sus ojos todavía brillaban con esperanza. "Ella sobrevivió y el día después de la cirugía ya estaba tratando de caminar. Ella estaba sonriendo y moviendo la cola ", dijo Shannon Keith, presidente de Animal Rescue, Media & Education. La cachorra fue llamado Chi Chi que significa "amor" en coreano.

Después de haber pasado 2 meses recuperándose en una clínica veterinaria en Seúl, la mezcla de Golden Retriever fue trasladada a su nuevo hogar, para siempre, en Phoenix, Arizona, donde Richard, Elizabeth y Megan Howell estaban esperando para darle el amor que se merecia tanto. ¡Chi chi incluso tendrá prótesis!

Cuando se recupere totalmente, Los Howells están planeando convertir esta preciosa cachorra en un perro de terapia para que pueda confortar a los niños y los veteranos que han perdido extremidades.

Colgada boca abajo en un cuarto oscuro, esta perrita de 2 años de edad, fue golpeada constantemente para hacer que su carne se volviera mas suave.

Por que su carne fue de ningún uso, fue dejada como muerta en una bolsa de basura en una región que usan carne de perro en Corea del Sur.

Sus piernas estaban atadas con tanta fuerza que se infectaron y su carne comenzó podrirse.

Por suerte, la encontraron a tiempo.

Todos sus patas tuvieron que ser amputadas para salvar su vida, pero sus ojos todavía brillaban con esperanza.

"Ella sobrevivió y el día después de la cirugía ya estaba tratando de caminar. Ella estaba sonriendo y moviendo la cola."

Después de haber pasado 2 meses recuperándose en una clínica veterinaria en Seúl, la mezcla de Golden Retriever fue trasladada a su nuevo hogar, para siempre, en Phoenix, Arizona, donde Richard, Elizabeth y Megan Howell estaban esperando para darle el amor que se merecia tanto.

"Ella puede hacer casi cualquier cosa que un perro normal puede hacer, excepto subir las escaleras," dijo Megan Howell de 12 años.

Su nueva familia están impresionados con su naturaleza gentil y amorosa. 

Cuando se recupere totalmente, Los Howells están planeando convertir esta preciosa cachorra en un perro de terapia para que pueda confortar a los niños y los veteranos que han perdido extremidades.

Mira el emocionante vídeo aqui:

Encuentra más historias en Buenamente.com

Síguenos en Facebook

DEJANOS SABEN TU OPINION
TE LO RECOMENDAMOS
TU PUEDE INTERESAR