Un grupo de arqueólogos descubre una ciudad entera bajo las aguas del Mar Mediterráneo

Un grupo de arqueólogos descubre una ciudad entera bajo las aguas del Mar Mediterráneo290Shares

El arqueólogo marino Franck Goddio descubrió, junto a un equipo de 53 colaboradores, la antigua ciudad de Heraklion bajo las aguas del Mar Mediterráneo. Esta ciudad, fundada entre el siglo VI y el VIII a.C., era el principal enlacae comercial entre Egipto y Grecia entre los años 550 y 331 a.C.

Herakleion fue mencionada en textos antiguos como el puerto de entrada a Egipto y una gran ciudad aduanera, antes de la fundación de Alejandría en el año 331 a.C., pero no se tenía verdadera certeza de su existencia. El historiador griego Herodoto cuenta que Paris y su amante Helena huyeron a esta ciudad, donde fueron rechazados a la entrada de la desembocadura del Nilo.

Se cree que esta esfinge representa a Ptolomeo XII, padre de la famosa Cleopatra VII, último faraón de Egipto. La esfinge se encontró durante las excavaciones submarinas llevadas a cabo por el mismo equipo.

Hace un año salieron a la luz las imágenes del momento en que se recuperan algunas de estas valiosas piezas y terrosos, además de un video que ilustra el trabajo de los buzos bajo el mar. Aunque el hallazgo se realizó en el 2000, hubo un gran hermetismo con este descubrimiento y fueron pocos los medios que difundieron la noticia.

El descubrimiento se produjo casi por casualidad, mientras buscaban restos de la batalla de 1789 entre Napoleón y Nelson en la bahía de Abukir. Fue entonces cuando Franck Goddio y su equipo, descubrieron uno de los muros gigantescos muros que custodiaban uno de los templos. Posteriormente empezaron a surgir las estatuas y templos del puerto egipcio más antiguo del Mediterráneo, descubierto hasta la fecha.

Los arqueólogos descubrieron las ciudades de Menutis y Herakleion prácticamente intactas. Bajo las aguas, se han conservado de forma asombrosa las estructuras de la ciudad, los templos y los restos de la última época faraónica y de la época grecorromana. Además, se han hallado diez barcos hundidos, situados muy cerca los unos de los otros, que indican el lugar exacto donde estaba situado el puerto marítimo.

La mayor parte de las excavaciones se han concentrado en la zona del templo dedicado a Hércules, en Herakleion, y en el templo de la diosa Isis, en Menutis. Entre los hallazgos más importantes hay que destacar una tabla, realizada en piedra, que indica la ubicación exacta de la mítica ciudad perdida y un impresionante muro de 150 metros de largo por 1.25 metros de ancho.

Además, los templos conservan aún estatuas colosales, figuras de dioses hechas en bronce, tablas con jeroglifos, y joyas y monedas del siglo IV a.C. Quizás se trate de uno de los descubrimientos más impresionantes de la historia de la arqueología.

Todas las estatuas se hallaron en el fondo del Mar Mediterráneo, muy cerca de una pequeña caja de granito, con jeroglíficos de la época del faraón Ptolomeo, que pertenecía al templo dedicado al dios Amón, el principal templo de Herakleion.

Otro interesante hallazgo fue la estela grabada (imagen de abajo) con un mandato del faraón Nektanebos I (378- 362 a.C.), donde señala el aumento del 10% de los impuestos en las mercancías que viniesen de Grecia para poder financiar la construcción de un templo dedicado a la diosa Neith.

Heraklion desapareció diez siglos después de su fundación, al parecer por un terremoto y un tsunami, según investigadores de la Universidad de Cambridge, que realizaron un estudio en el que sugieren que una falla que no se había tenido en cuenta hasta ahora, pudo ser la causa del gran terremoto y posterior tsunami que destruyó la ciudad de Alejandría en el año 365 de nuestra era. Esta teoría fue corroborada con avanzados instrumentos de medición que han permitido registrar señales sísmicas en el lugar donde se encuentra.

DEJANOS SABEN TU OPINION
TE LO RECOMENDAMOS
TU PUEDE INTERESAR