11 Claves que toda pareja debe conocer para vivir felices por siempre.

11 Claves que toda pareja debe conocer para vivir felices por siempre.1shares

Cuando decidimos vivir juntos para toda la vida, no nos pasa por la mente la cantidad de obstáculos que tendremos que librar en el proceso. En muchos casos, por ejemplo, y con el paso del tiempo, la monotonía tiende a asentarse en la vida de pareja y poco a poco el aburrimiento puede ir ganando terreno. Pero, a pesar de que no es una tarea fácil, es posible ser feliz en pareja.

La clave está en el deseo de ambos de permanecer unidos y de querer ser realmente felices, estableciendo como prioridad indiscutible la relación. Dicho así suena sencillo, ¿no es cierto? ¿Pero cómo lograrlo? ¿Cómo conseguir que la relación de pareja sea nuestra prioridad teniendo que ocuparnos del trabajo, de los niños, de los abuelos, de la casa, de pagar las facturas y de quedar bien con las amistades y la familia, entre otras cosas y que además la felicidad nunca nos falte?

El equipo de Buenamente.com ha hecho algunas investigaciones al respecto y descubrió que existen 11 reglas básicas que pueden ayudar a las parejas a vivir una vida feliz y plena juntos.

1. Dile a tu pareja cuando algo no te gusta.

En una relación de pareja existen miles de quejas, sin embargo, es importante tener una correcta comunicación para solucionarlas. Al decir las cosas de una forma más sutil ayudará al crecimiento de su relación. Olvida callarte lo que piensas y siempre opta por un lenguaje más sutil. Tu pareja te lo agradecerá, será más fácil que hagan las cosas y generarán un sentimiento de felicidad, satisfacción y agradecimiento.

2. Inventad actividades que puedan hacer juntos.

Pasada la pasión inicial, muchas parejas descubren que tienen poco en común y es ahí cuando atacan la monotonía y el aburrimiento. Por este motivo es necesario encontrar algo que hacer juntos, algo en lo que involucrarse. Esto no significa que haya que hacer todo con la pareja. Basta con encontrar algo que interese a los dos, y que los haga desear ese que momento de estar juntos llegue pronto, por supuesto, sin dejar de tener intereses propios. 

3. Sé tú mismo.

Encontrar una pareja en quien puedas confiar y que te apoye, te hará sentir aceptada y apreciada. Debes poder compartirle sin miedo detalles como tu deseo de tener bebés, tu miedo a fallar profesionalmente o cuánto dinero te gastas en ropa. Lograr una verdadera intimidad es arriesgado, pero también muy satisfactorio y emocionante. Ser capaz de conseguir confianza y apoyo mutuos con la otra persona es la promesa más clara de felicidad en una relación.

4. No dejes de lado tus necesidades.

Así como es importante generar un espacio para estar juntos, es fundamental que ambos conserven un espacio personal donde son libres de cultivar gustos personales o compartir con amigos o familia sin que esté su pareja. Que él o ella salga a ver a su mejor amigo una tarde, o que uno de los dos vaya a dar un paseo a solas puede ser un indicio de que llevan una vida saludable. Tener independencia es saludable y necesario.

5. Dile a tu pareja lo mucho que vale.

Normalmente nos olvidamos de hacerles saber a nuestras parejas lo mucho que los apreciamos. Lo pensamos, pero olvidamos demostrarlo. Demuéstrale a esa persona especial lo mucho que la amas y hazle cumplidos cada vez que puedas hablándole de sus rasgos positivos. Recuerda, hacer esto diariamente hará que las discusiones sean menos frecuentes. Ya tu pareja tiene suficiente con las críticas del resto del mundo.

6. Permite a tu pareja ser libre de pensamiento y acción.

Cuando las parejas pasan mucho tiempo juntas, pueden crear una relación excesivamente dependiente y poco saludable. Establecer unos límites saludables con tu pareja generará una relación que dure en el tiempo y esto abarca tanto el respeto por las decisiones propias como el apoyo ante posibles situaciones en las que no se esté de acuerdo. No critiques sus ideas, en lugar de eso apoya a tu pareja.

7. Darse un beso al despertarse y antes de dormir.

Este gesto, aunque puede parecer insignificante, fortalece enormemente los lazos de amor que hay entre los dos. Cuando se besan al despertar o antes de dormir sus cuerpos recuerdan por qué están juntos y sus cerebros guardan ese agradable recuerdo del día como un gesto amoroso por parte de su pareja. 

8. Expresa tus sentimientos

Para poder seguir evolucionando y creciendo como pareja, necesitarán ser capaces de hablar de sus sentimientos. No importa lo extraño o incómodo que sea, esto será lo que los ayudará a tener un lazo que dure en el tiempo y que les dé satisfacción. Un 'te amo' o un 'te entiendo' siempre son frases que dan fortaleza a la relación.

9. Sentirse más el uno al otro.

El contacto físico en pareja es fundamental para mantener viva la fuerza del amor entre los dos. Cuando te abrazas a él o ella creas un espacio de refugio y contención; de alguna manera le estás diciendo a tu amor "yo te protejo y tú me proteges". Saber que al final del día se reencontrarán con un abrazo, se tomarán de la mano, o se darán un rico masaje, se convierte en una sensación reconfortante que ambos esperan con ansias. 

10. No te olvides de decir ¡Gracias!

El arte de agradecer a tu pareja no es nada menor. ¿Recuerdas cuando empezaban a ser pareja y todo el tiempo se decían cosas lindas? Nunca se olvidaban de alabar la más simple de las comidas o agradecer que el otro sacó la basura. Ahora que tu pareja se ha convertido en algo rutinario y familiar, tal vez te olvidas de dar gracias por esa maravillosa persona que comparte tu vida. Mostrar tu gratitud es una excelente manera de fortalecer los lazos en una relación y vale la pena volver a la costumbre de hacerlo.

11. No te hagas falsas ilusiones.

No hay relación de pareja que funcione si sólo uno pone todo de su parte. Ambos debemos poner de nuestra parte si queremos conservar y madurar el amor que nos tenemos. Es algo que lleva trabajo y dedicación, siempre hay que estar cuidándolo… pero el esfuerzo merece la pena, el amor que perdura con los años es el más bello. No puedes hacerlo todo tú sola y tampoco puedes esperar que él lo haga solo, porque cuando eso sucede, la relación se convierte en un interminable tormento en donde vamos de cansancio en cansancio, de decepción en decepción, de desacierto en desacierto. 

¿Qué otra cosa agregarías a la lista? COMENTA y no olvides COMPARTIR esta nota con todos tus amigos.

DEJANOS SABEN TU OPINION
TE LO RECOMENDAMOS
TU PUEDE INTERESAR