16 Graciosos Problemas Con Los Que Todo El Que Esté Obsesionado Con Los Esmaltes De Uña Se Identificará

16 Graciosos Problemas Con Los Que Todo El Que Esté Obsesionado Con Los Esmaltes De Uña Se Identificará392shares

Tengo que confesarles algo: tengo una ridícula cantidad de esmaltes de uñas y ¡no me las he pintado en casi más de un año!

A pesar de que esto suena absolutamente absurdo, sé por experiencia que no estoy sola cuando se trata de este problema. Personalmente, no puedo nombrar a una sola persona que haya usado una botella entera de esmalte de uñas antes de comprar una nueva. Con todos esos divertidos y fabulosos colores exhibidos en la vitrina de la tienda, ¿cómo se puedes resistirte, ¿verdad? Ahora, mi problema es un poco más extremo porque no he tenido tiempo para usar ALGUNO de mis productos de uñas en bastante tiempo, pero incluso si te haces manicuras y pedicuras frecuentemente, te garantizo que no eres muy diferente a mí cuando se trata de la cantidad de esmaltes que posees y que no utilizas.

Si te sientes identificada con este problema y has experimentado algún otro problema relacionado con esmaltes en tu vida, entonces disfrutarás de este desenfadado articulo.

1. La pedicura es como el champú

¿Sabes cómo es que siempre te quedas sin acondicionador antes que sin champú? ¡Lo mismo se puede decir sobre las manicuras y pedicuras! ¡Las pedis parece que siempre duran más tiempo!

Manicura: dos días después.
Pedicura: 50 años después. Tus pies se ven hermosos abuela. Gracias me hice la pedicura cuando tenía 22 años de edad.

2. Marcas de la cama

No puedo ni decirte la cantidad de veces que me ha pasado esto. Es ridículo.

'Cuando te pintas las uñas antes de irte a dormir.'

3. Quiebre

Puede que esto no parezca un gran problema...

'Quiero que todos sepan que se me partió una uña esta mañana, y sólo lloré por 20 minutos.'

4. Traición

... Pero cuando piensas en lo ridícula que se verá esa uña junto a las que no están rotas, logras entender por qué es tan molesto.

'Se me partió una uña y si piensan que me limaré las otras 9 para hacer que su nueva y fea hermana se sienta mejor están muy equivocados. No me importa lo que la gente diga sobre ella. Me traicionó. Traicionó a esta familia.'

5. Trata de entenderlo

¡No hay de malo con tener una variada gama de tonos!

6. El problema es real

El verdadero problema es pensar que tienes todos los tonos que te puedas imaginar y luego darte cuenta de que no es así.

'Tantos esmaltes de color rojo y ninguno es el tono adecuado...'

7. A veces tienes que tomar decisiones difíciles

¡Demasiadas ideas para tan pocos dedos!

'Pensando en qué diseño de uñas quieres hacerte hoy'

8. Decisiones realmente difíciles 

Quieres que todos vean tu nueva mani y necesitas que se vea lo mejor posible. De otro modo, ¿cuál sería el punto?

'Y la gente piensa que elegir una selfie es complicado.'

9. Algunas personas simplemente no lo entienden

Puede llegar a ser frustrante cuando los demás no te entienden.

Persona: ¿por qué una uña es diferente a las demás?
Yo: ¡es una uña acentuada!
Persona: ¿Qué es una uña acentuada?
Yo:

10. A veces hace falta un poco de refuerzo

Aunque el esmalte brillante es hermoso, puede resultar muy fastidioso quitarlo. ¡Prepárate para ponerte tus dedos de aluminio de E.T. para acabar con este problema!

11. Ni siquiera tenía hambre

La lista de cosas que no puedes hacer cuando te acabas de hacer la manicura es más grande de lo que piensas. Básicamente, si necesitas usar tus manos, estás perdida.

'Cuando intento agarrar algo justo después de pintarme las uñas.' 

12. Esto no cuadra

Entiendo que pintarse las uñas puede ser molesto, pero seamos serios, al final del día, valdrá la pena. 

'Cuando alguien te dice que no le gusta pintarse las uñas:'

13. Inventario sobrecargado

Si tu promesa de Año Nuevo fue dejar de comprar tantos esmaltes de uña...

14. Nunca es demasiado

... Vas a fracasar. ¡'Sólo digo'!

'No compraré más esmaltes de uña.
¡Oh mira esmaltes!'

15. Lo peor de todo

No hay nada como sentir esa emoción por haber comprado un nuevo esmalte de uñas, sólo para terminar tirándolo a la basura antes de siquiera haber puesto una capa sobre tus uñas.

16. Al final del día, agradece que esta no eres tú

Incluso con todos esos problemas, realmente no hay nada que no puedas superar cuando se trata de esmaltes de uña... a menos que seas un T-Rex... entonces tendrás más problemas de los que yo podré ayudarte a solucionar.

DEJANOS SABEN TU OPINION
TE LO RECOMENDAMOS
TU PUEDE INTERESAR