Con Tan Solo 4 Años, Este Bebé Necesita Implantes Mamarios para Tratar una Extraña Enfermedad

Con Tan Solo 4 Años, Este Bebé Necesita Implantes Mamarios para Tratar una Extraña Enfermedad487shares

La historia del pequeño Dylan Little es sumamente conmovedora. Este bebé de tan solo 4 años vino al mundo con una enfermedad que afecta solo a 1 de 20.000 bebés en el mundo y, si no se trata adecuadamente, puede causar la muerte. Es un Nevus Melanocítico Congénito gigante, en otras palabras, lunares que cubren la mayor parte de la piel de Dylan, siendo el más extenso uno que parte desde su oreja y cubre toda su espalda.

El 80% del cuerpo de Dylan está cubierto de estos lunares, los cuales en cualquier momento, se pueden convertir en cancerígenos. Pero, por si eso fuera poco, son totalmente incómodos, dado que -antes de las cirugías- causaban una serie de reacciones en el cuerpo de este niño

“Su espalda estaba totalmente negra y sangraba, su cara, piernas y brazos se encontraban totalmente cubiertos de lunares”-Kara Litlle- madre de Dylan

De esa forma este valiente niño ha tenido que atravesar 26 cirugías durante sus cortos 4 años, todo, con el proposito de mejorar su condición de vida y evitar que se desarrolle un cáncer.

¿De qué se tratan estas cirugías?

Expansores son insertados en su piel, parecidos a los de los implantes mamarios. Dichos expansores se componen de una solución salina y hacen que la piel se vaya agrandando

Se busca remover los lunares y cubrir las áreas con el exceso de piel que queda producto de los expansores.

Asi, Dylan ha conseguido remover más el 50% de las áreas que están afectadas en su cuerpo y continua luchando para seguir aumentando ese número. Mientras más lunares quiten, el riesgo de cáncer es menor cada vez más.

“Confiamos en que podremos quitar todas las áreas afectadas en su espalda, eventualmente podría agotarse su buena piel en algún momento, pero mientras se puedan remover la mayoría -en su área más extensa- las probabilidades de que se vuelva canceroso disminuyen”-Kara Little-

Aunque este angelito ha debido enfrentar toda clase de dificultades, en palabras de su madre, jamás anda triste y siempre entrega una sonrisa a todos lo que están a su alrededor.

En el hospital ya es uno más del equipo y es muy amistoso con las enfermeras y doctores. Hasta ahora, Dylan, ha conseguido sobrellevar bien esta extraña enfermedad y se espera consiga combatirla en su totalidad.

¿Sabías de esta enfermedad?

DEJANOS SABEN TU OPINION
TE LO RECOMENDAMOS
TU PUEDE INTERESAR