Decidió Suicidarse Tras Tener que Sacrificar a Más de 700 Perros en 2 Años

Decidió Suicidarse Tras Tener que Sacrificar a Más de 700 Perros en 2 Años719shares

Y así como le pasó a ella, le ocurre a muchos veterinarios en el mundo. Nunca es fácil tener que "dormir" a un animal, en especial cuando eres capaz de comprender que ellos también tienes sentimientos. Imagina ver como su vida se escapa por sus ojos... Es simplemente desgarrador.

Ahora, una ley en Taiwán prohibirá la eutanasia animal tras el suicidio de una veterinaria que quedó afectada por tener que matar a más de 700 animales. Entérate de los detalles:

La entrada vigencia de esta ley de bienestar animal en Taiwán ha hecho que todos volvamos a recordar el caso de Chien Chih-cheng, una veterinaria que se suicidó el pasado 2016 tras ser fuertemente criticada por haber sacrificado a muchos animales.

La nueva ley, la cual entró en vigencia el pasado 4 de febrero de 2017, prohíbe la eutanasia en animales abandonados y recompensa con 124 dólares a las personas que abandonen a sus mascotas en un refugio.

Chien Chih-cheng, quien trabajaba como Directora del Parque Educativo de Protección Animal de Taoyuan, se quitó la vida a la edad de 31 años con el mismo fármaco con el que sacrificó a cientos de perros. Sin embargo, antes de morir, dejó una nota donde instaba al gobierno a hacer algo al respecto.

En una oportunidad, ella apareció en la televisión para invitar a los televidentes a adoptar perros en vez de comprarlos. Eso con el fin de reducir el alto índice de animales abandonados en Taiwán.

De acuerdo a los reportes, unos 10.900 perros fueron sacrificados en Taiwán.  

En una entrevista, Chien describió el impacto emocional que  sufría al tener que sacrificar a perros sin hogar. Pero el público enloqueció cuando reveló que había sacrificado a 700 perros en 2 años.

“La llamaron carnicera y la hermosa asesina” contó Kao Yu-jie, un compañero de trabajo, a BBC. “A menudo nos regañan, algunas personas dicen que iremos al infierno, que amamos matar y que somos crueles”.

Y así fue que comenzó a ser criticada por todo el mundo. Al final, Chien acabaría con su vida, pero antes dejaría una nota en la que expresaba su preocupación por el bienestar de los animales.

La nota dice: “Espero que mi partida les permita darse cuenta que los animales abandonados también son vidas. Espero que el gobierno sepa de la importancia de controlar la fuente (del problema)… Por favor, valoren la vida“.

Sin duda fue un acto desesperado, pero logró que el gobierno se ocupara de la situación y aumentara el presupuesto para atender esta problemática.

¿Qué opinas sobre esta historia?

DEJANOS SABEN TU OPINION
TE LO RECOMENDAMOS
TU PUEDE INTERESAR