Estos 9 Remedios Naturales Para Espinillas Y Barros Te Dejarán La Piel Sana y Hermosa

Estos 9 Remedios Naturales Para Espinillas Y Barros Te Dejarán La Piel Sana y Hermosa14shares

Piel clara y hermosa es uno de los elementos de la belleza de una persona. Una manera de tener piel saludable y apta para fotos es cuidarla todos los días.

Aquí en Buenamente.com hemos compilado una lista de los mejores remedios que te ayudarán a limpiar tu cara de barros y espinillas.

Limón + azúcar + miel

Corta un limón a la mitad y pon suficiente miel para cubrir la superficie cortada. Espolvorea un poco de azucar en el limón (es mejor usar azúcar de caña), y masajea las áreas problemáticas con esta "esponja" natural.

Repite este proceso una vez a la semana.

Vaselina + plástico para emplayar

Es mejor usar este método saliendo de la regadera, pues el calor del agua ha abierto tus poros. Aplica un poco de vaselina en el área que necesita ser tratada. Cuando termines, coloca el plástico sobre la vaselina. Cuando esté en su lugar, pon una toalla caliente y déjala hasta que se enfríe a temperatura ambiente. Después usa una toallita seca para limpiar la vaselina, y exprime suavemente la piel donde estén las espinillas para limpiarlas. La tierra debe salir muy fácilmente. Finalmente, limpia tu cara con una toallita de algodón.

Haz esto una o dos veces al mes.

Aceite de coco + aceites esenciales

En un frasco, suaviza 1/4 de taza de aceite de coco (10 a 15 segundos en el microondas son suficientes). Combína el aceite de coco con 10 gotas de aceites de limón, lavanda y hoja de te, y revuelve hasta que esté bien mezclado. Usa una bolita de algodón para aplicar esta solución a tu cara cada mañana y noche después de lavar tu cara.

Guarda esto en su frasco a temperatura ambiente.

Canela + harina de avena

Mezcla una cucharada de harina de avena con la misma cantidad de canela en polvo. Añade un poco de agua tibia y revuelve bien. Debería tener la consistencia de crema muy espesa. Aplica esta mezcla en tu cara en círculos. Frótala aproximadamente 1 minuto, y lava tu cara con agua fría después. Nota: La canela puede causar una sensación de cosquilleo en la piel, pero se irá después de lavar tu cara.

No uses este tip más de 2 veces al mes.

Carbón activado + arcilla verde.

Mezcla 1/2 cucharada de carbón activado en polvo, 1 cucharada de arcilla verde, y 1/2 cucharada de agua tibia. Revuelve bien hasta que no haya grumos. Aplica la máscara a tu cara con una esponja o aplicador. Deja que la mascarilla se seque después de unos minutos, y enjuaga con agua fría.

Si haces esto, una o dos veces a la semana será suficiente para limpiar tus poros.

Aceite de coco + asiento de café

Combina 1/2 taza de aceite de coco (ponlo en el microondas unos segundos para que esté tibio) con 1/2 taza de asiento de café recién colado. Aplica algo de esta mezcla inmediatamente a tu cara y masajea en círculos. Después de esto, deja la mezcla en tu cara por 5 minutos, y usa agua fría para enjuagarla. Repite este proceso una vez a la semana.

Pon la mezcla sobrante en moldes de pastelillos o moldes para hielo, y refrigera.

Aloe vera + arcilla blanca + aceites esenciales

Comenzamos mezclando 2 cucharadas de arcilla blanca y 1 cuchara de gel de aloe vera. Añade 1 cucharada de agua destilada y 3 gotas de aceites esenciales de ylang ylang y lavanda. En un plato hondo, combina todos los ingredientes hasta que no haya grumos. Aplica la mascarilla a tu cara con esponja o aplicador, y déjala reposar por 10 minutos. Enjuaga con agua tibia.

Puedes usar esta mascarilla dos veces al mes.

Avena + miel + yoghurt + aceite de oliva

Coloca 1/4 de taza de avena, 2 cucharadas de yoghurt, 2 cucharadas de miel, y 2 cucharadas de aceite de oliva en un procesador de alimentos, y licua bien todo. Aplica la mezcla a tu cara, masajeando en círculos por 1 a 2 minutos. Después, limpia con agua tibia. Si tienes piel muy sensible, no es necesario masajear. Sólo aplica la mezcla como mascarilla y déjala en tu cara de 5 a 7 minutos.

Puedes usar este truco 1 o 2 veces por semana.

Azúcar + miel + aceite de oliva + extracto de vainilla

Mezcla 1/4 de taza de azúcar blanca con 1/4 de taza de azúcar morena en un plato hondo y revuelve. Añade 1/4 de taza de aceite de oliva y mezcla bien. A la mezcla agrega 1 cucharada de miel y 1/2 cucharada de extracto de vainilla. Revuelve bien todos los ingredientes hasta que no haya grumos, y masajea esta mezcla en todas las áreas problemas. Enjuaga con agua tibia.

Usa este remedio una vez por semana. Puedes guardarlo en un empaque hermético a temperatura ambiente.

DEJANOS SABEN TU OPINION
TE LO RECOMENDAMOS
TU PUEDE INTERESAR