Halla Diminutos Huevos en Su Jardín, Uno se Abre y no Pudo Creer lo que Salía

Halla Diminutos Huevos en Su Jardín, Uno se Abre y no Pudo Creer lo que Salía5.7kshares

Quien posee un jardín sabe que dentro habita un universo. Entre la diversa flora y vegetación, la vida surge en cada uno de sus diminutos escondites. Los insectos son los reyes y grandes administradores de este reino, pero en muchas ocasiones, otras formas de vida se dan cita de inusitadas maneras.        

Esto fue lo que le ocurrió a este hombre en Hawái, cuando al inspeccionar su jardín, encontró unos diminutos huevos en un tronco. Primero pensó que era alguna plaga nociva, pero luego descubrió que era un visitante formidable con el que aprendió a vivir por varios años.

Si eres de los que disfruta de esos pequeños milagros de la naturaleza, acompáñanos a ver estas fotos que en buenamente te mostramos hoy. Seguramente querrás compartirlas con todos esos amigos que, como tú, aman la fauna y la naturaleza.

Cuando el hombre salió a hacer sus faenas de mantenimiento del jardín, se encontró con esto dentro de un tronco

No eran de pájaro, por el tamaño, ya que eran extremadamente pequeños y suaves al tacto y parecían haber permanecido adheridos un buen tiempo a la superficie del tronco. Lo que fuere que los había depositado allí, no estaba cerca. 

Con sumo cuidado, tomó algunos de los diminutos huevos en su mano para inspeccionarlos

Como desconocía a qué especie pertenecían, pensó lo peor: su jardín corría el riesgo de ser azotado por una plaga. Incluso consideró fumigar, pero luego se dio cuenta de que se trataba de algún animal muy distinto a un insecto.

Lo que había estado dentro de ellos evidentemente había salido, pero...

De repente, vio que uno de los huevos se resquebrajaba y se dio cuenta que estaba a punto de presenciar algo insólito.

¡Un diminuto lagarto acababa de nacer en su mano!

Lo que antes parecía una amenaza ahora lucía como una adorable criatura

Para resguardarlo, lo llevó al mismo lugar donde lo había hallado, allí el animalito continuó viviendo en su jardín 

Fue creciendo y cambiando de color, y todo bajo la mirada atenta del hombre

El pequeño lagartijo resultó ser un gecko oriundo de Madagascar

Los "Geckos Diurnos del Polvo de Oro" llegaron a Hawái gracias al comercio con animales

Se les considera mascotas exóticas, crecen entre 10 y 15 cm, y necesitan mucho sol para conservar sus brillantes colores

A pesar de que han aprendido a convivir con los hombres, estos geckos son muy delicados, por lo que deben ser tratados con sumo cuidado.

Adoptar un lagarto como mascota es bastante común y hasta sencillo

Existen aproximadamente 3800 especies diferentes de lagartos, por lo que no es sorprendente que haya tantos disponibles como mascotas.

Las características de los lagartos son tan fascinantes, como diversas

Su tamaño oscila entre 1 "(3 cm) hasta 11 pies (3.5 m) o más. La mayoría de estos animales son muy ágiles, pero algunos son nerviosos y rápidos. Aunque muchos son de naturaleza tranquila y relajada, hay aquellos que siempre muerden, otros que ocasionalmente lo hacen y, por último, los que raramente o nunca muerden.

Además de su tamaño y comportamiento, cada tipo de lagarto tiene sus propias necesidades y cuidados únicos

Hay desde los que son ideales para principiantes, hasta aquellos que requieren de un cuidador experimentado.

Las lagartijas pequeñas viven aproximadamente de 3 a 5 años

La vida de las medianas oscila entre 5 y 15 años, mientras que los lagartos grandes pueden vivir más de 20 años.

Como las serpientes, los lagartos mudan su piel

Por lo general, la mudan en porciones, de forma continua, aunque de vez en cuando algunos se despojan de toda su piel de una sola vez.

Cada tipo de lagarto tiene movimientos que corresponden a su hábitat y comportamientos instintivos

Los hay trepadores

Muchos lagartos son excelentes escaladores, incluso pueden caminar por paredes y techos. Tienen patas muy flexibles y musculosas y son excelentes saltadores.

Los hay de tierra

Por lo general, estos tienen patas y colas cortas. Incluso algunos tienen muy poco desarrollo en las piernas y se asemejan más a las serpientes, pudiendo hasta prescindir de los miembros inferiores. 

Los lagartos también se acostumbran a una rutina, pueden ser muy inteligentes y tienen capacidad de aprender rápido

Si mantienes un horario de comida regular, los lagartos pueden emocionarse mucho cuando vayas a alimentarlos. Su entusiasmo es señal de que comprenden lo que ocurre. 

Comúnmente son insectívoros y algunas de las especies más grandes son parcial o totalmente vegetarianas

Sus sistemas digestivos están diseñados para comer animales enteros y garantizar una dieta completa.

Asimismo, necesitan beber agua 

Es conveniente mantenerles un recipiente con agua fresca todos los días, o agua que gotee sobre las hojas de las plantas sobre las que se posan, para aquellos que lamen las gotas de rocío.

Muchos duermen como los humanos ¡Y hasta sueñan! 

Investigadores alemanes registraron la actividad cerebral de ciertos lagartos cuando dormían y descubrieron que, al igual que los humanos y otros mamíferos, los reptiles mostraban ciclos de movimientos oculares y sueño profundo.

El calor es esencial para su vida

En temperaturas muy bajas, el organismo del lagarto simplemente deja de funcionar. En temperaturas muy altas sus cuerpos simplemente pierden el control. Cualquier extremo es mortal, pero cada tipo de lagarto tiene sus propios requerimientos de temperatura.

Los lagartos no necesitan de un compañero, a menos que se estén apareando

De hecho, son sumamente territoriales, un macho puede incluso atacar a una hembra si ella no está dispuesta a aparearse. No sufren de soledad y se estresan en la presencia de otro lagarto que les represente competencia. 

Nunca agarres a un lagarto por la cola

Al verse atrapados, algunas practican la autotomía, es decir, simplemente sueltan la cola o la eliminan. La cola les volverá a crecer, pero será más corta y nunca tan atractiva como la anterior.

Lo mejor es solo tocarlos cuando sea estrictamente necesario

Por ejemplo, cuando es necesario moverlos a un lugar  para ponerlos a salvo o para que se ejerciten. Deben ser manipulados con suavidad, para no magullarlos o lastimarlos. No es conveniente levantarlos por la cabeza.

¡Nada mejor que amar y respetar la vida en todas su formas!

Si te gustó este post, compártelo con tus familiares y amigos amantes de los animales

DEJANOS SABEN TU OPINION
TE LO RECOMENDAMOS
TU PUEDE INTERESAR